Consulado de Venezuela

Por Carlos Bauza - Enero 14, 2012

Hoy como venezolano residente en la Florida me han arrebatado mi derecho al voto, mi derecho a renovar mi pasaporte, mi derecho a gestionar documentos, mi derecho a usar los servicios consulares, mi derecho a solicitar divisas, mi derecho a tramitar remesas de negocio, estudio o salud y lo mas importante, mi derecho a mantener una identidad como venezolano al negarme tramitar cualquier tipo de documento de identidad que así lo valide. Hoy como venezolano en el exterior me han colocado en un limbo jurídico donde no soy venezolano pero tampoco soy norteamericano, en un limbo político porque no tengo derecho a ejercer mi derecho al voto. Por primera vez en la historia del continente americano un país cierra un consulado, porque hasta cuando se desatan guerras los piases tal vez cierran sus embajadas como representación política del país al cual representa pero jamas cierran sus consulados que son la representación del ciudadano, del individuo natural o jurídico que vive en la jurisdicción a la que corresponde ese consulado, por lo que es un hecho sin precedente alguno.

 

Cómo se le puede explicar al ciudadano de un país que por capricho de una persona, en este caso el Presidente de la República de tu propio país, se tome la decisión de dejarte en la indefensión absoluta sin importar nada y fuera de tu país de origen. La única manera de explicarlo es diciendo que se tomo una medida política fríamente calculada que va en contra del consulado mas importante de Venezuela en todo el mundo, pues es el que cuenta con mayor cantidad de residentes, mayor cantidad de negocios y por ende mayor cantidad de votantes. Llegando al punto de que se han violado los derechos humanos de cientos de miles de personas porque el simple hecho de negarle el derecho a obtener sus documentos de identidad, ya por si es una violación absoluta, pues se les niega la posibilidad de existir como individuos con todos los problemas que eso conlleva. Desde cobrar un cheque, tramitar una visa, identificarse antes las autoridades donde resides o cualquier cosa cotidiana que se nos ocurra. Ni pensar en aquellos miles que dependen de las divisas para mantener sus tratamientos médicos, o sus estudios, o sus negocios o que sus familias han quedado una mitad aquí y otra mitad allá porque no hay manera de obtener o validar documento alguno.

 

Ya por si solo ser venezolano en estos momentos es muy difícil, pero serlo viviendo en el exterior aun lo es mas pues los consulados de Venezuela en todo el mundo se han convertido en armas de amedrentamiento ciudadano, donde lograr tener una cita para renovar un pasaporte puede tardar años, donde notarizar documentos puede ser una tarea imposible. El consulado de Miami llegó a niveles realmente inexplicables de corrupción durante el 2003 al 2011 donde el personal asignado cobraba $500 dólares por agilizarte un tramite y si no los tenias ni siquiera te dejaban subir al ascensor que conducía a las oficinas del consulado. El propio Cónsul en ese periodo, Antonio José Hernández Borgo y gran parte del personal consular fueron denunciados por sus propios compañeros porque adicionalmente al cobro de “favores” también incurrieron en el maltrato no solo a los empleados sino de cualquier venezolano que osara preguntar “por qué”. Te señalaban, te ofendían o simplemente te amenazaban con llamar a inmigración para que te deportaran. Una guerra sicológica constante pues el gobierno considera a los venezolanos en el exterior como enemigos políticos por considerar que en su mayoría son de oposición.

 

El Cónsul Antonio José Hernández Borgo fue despedido junto con todo el personal del consulado de Venezuela en los primeros meses del 2011 siendo sustituido por la nueva cónsul Livia Antonieta Acosta Noguera, que en enero de este año 2012 es denunciada por la cadena de noticias Univision como sospechosa de cometer conspiración para cometer delitos tipificados como “Terroristas” contra el gobierno de los Estados Unidos en apoyo al gobierno de Irán. Recordando que el presidente de Irán Mahmoud Ahmadinejad es amigo personal y político del Hugo Rafael Chavez Frías, presidente de Venezuela. No siendo suficiente todo esto, la nueva cónsul Livia Antonieta Acosta Noguera antes de ser deportada por los Estados Unidos como persona “non grata”, redujo las horas de atención al publico del consulado de Venezuela en Miami de 09:00 am a 11:00 am sabiendo que son miles de venezolanos residentes en los estados de La Florida, Georgia, North Carolina, South Carolina que necesitan los servicios consulares por estar todos bajo esa jurisdicción. Solo 2 horas diarias de atención donde siempre habían excusas para no abrir en un día en particular y que casualmente coincidía con el día de mayor demanda de servicios.

 

Si aun no creen suficiente el encono existente hacia los venezolanos residentes en el exterior por parte del gobierno chavista todavía me falta explicarles que por decisión de la misma cónsul Livia Antonieta Acosta Noguera se determinó que ningún venezolano en los Estados Unidos podría votar en ninguna elección a menos que estuviera bajo un estatus migratorio legal en los Estados Unidos, exigiendo que se presentaran los originales de residencia en el país para poder registrare en el Registro Electoral Permanente. Reduciendo con esta decisión a solo 3 de cada 10 venezolanos los que tendrían la posibilidad de votar. Solo la Cédula de Identidad vigente o no y estar inscrito en el Registro Electoral Permanente es el requisito para ser votante en Venezuela, no existe ningún otro, tanto dentro o fuera del país. Pero esta decisión se convirtió en requisito obligatorio que tiempo después se implementó en el resto de los consulados de Venezuela en todo el mundo. Lo más grave aun de todo esto es que los venezolanos que sí lograron registrarse a pesar de todo los inconvenientes que le colocaron en el camino, tampoco podrán votar en su mayoría pues los consulados de Venezuela en casi todos los piases del mundo nunca enviaron o simplemente engavetaron los registros electorales, por lo que al no ser enviados al Consejo Electoral en Venezuela jamas aparecerían como votantes y por consiguiente no podrían votar al no aparecer en los cuadernos de votación el día de las elecciones.

 

No es una historia de ficción la que les estoy narrando, es la vida diaria en el consulado de Venezuela en Miami o en cualquier país del mundo a excepción de Cuba e Irán donde los consulados venezolanos están abiertos al publico de 09:00 am a 05:00 pm ademas de emitir de forma inmediata cualquier documento de identidad, visa o documento migratorio necesario para el libre transito de estos ciudadanos en cualquier parte del mundo porque pareciera, no, definitivamente no parece, es una realidad que ser cubano o iraní o pertenecer a cualquier grupo internacional terrorista o desestabilizador te hacer miembro de honor donde los consulados se desviven por darte todo tipo de ayudas como vimos públicamente en el caso del terrorista “Carlos El Chacal” donde el consulado de Venezuela en Francia dispuso de personal consular y abogados las 24 horas del ida para brindar apoyo y soporte legal al renombrado terrorista ya condenado a cadena perpetua por sus innumerables crímenes. Apoyo solicitado por cierto en cadena nacional por el Presidente de la República de Venezuela que odia, descalifica, insulta y ofende a todo aquel que discrepe o disienta de sus intereses políticos, siendo considerados los venezolanos en el exterior como oposición a la que se le debe amedrentar, estrangular y causar todo tipo de trabas para simplemente no dejarlos vivir en paz.

 

Otro dato curioso y que también vendrá a convertirse en una herramienta para el control ciudadano es que las Cédulas de Identidad y los Pasaportes serán hechos y expedidos por Cuba en una muestra absoluta de la entrega por parte del gobierno chavista de la seguridad ciudadana de los venezolanos. Tal vez a estas alturas del mi articulo usted se pregunta por qué no van a votar en otro consulado o regresan a Venezuela para votar. La respuesta es simple e impactante. Solo puedes ejercer tu derecho al voto en el lugar donde te registraste para votar, en este caso en el consulado de Venezuela en Miami, paradójico no. Por cierto en Estados Unidos existen consulados de Venezuela en las ciudades de Boston, San Francisco, Houston, New Orleans, New York y Chicago ademas de la embajada en Washington. El problema es que ni la Florida, Georgia, North Carolina y South Carolina tienen jurisdicción en ninguno de ellos ademas que necesitas la consabida “CITA” para poder ir al consulado y realizar el trámite en cuestión. Si a estos le agregamos las enormes distancias y los elevados costos de trasladare a un consulado en otro estado donde no es seguro que te atiendan y que seguramente no todos los venezolanos en el exterior podrán costear, la realidad es que nos han hecho la vida de cuadritos como era el objetivo de El Comandante.

 

En este sentido quiero hacer un llamado a todos los gobierno de países democráticos y ajustados al imperio de la ley. Hoy los venezolanos y en especial los venezolanos que residimos en el exterior estamos pasando por momento muy difíciles donde se nos ha puesto a prueba mas allá de nuestras posibilidades, ocasionándonos todo tipo de daño económico, psicológico, moral, familiar y político. Donde nuestros derechos mas básicos han sido cercenados sin pudor alguno, inclusive el derecho a la vida, pues en nuestro país se cometen anualmente en promedio 20 mil asesinatos con absoluta impunidad, muchos de ellos de ciudadanos de países a los cuales ustedes representan.

 

Por décadas Venezuela les brindo hacer de nuestro país su hogar, sin distinciones de ningún tipo. Alemanes, ingleses, italianos, españoles, árabes, chinos, japoneses, norteamericanos, peruanos, judíos, franceses, colombianos, chilenos, mexicanos, cubanos, argentinos, rusos, polacos, sirios, libaneses y un sin fin de otras nacionalidades que por circunstancias de la vida llevaron a sus antepasados a residir en Venezuela.

 

A todos ustedes presidentes y primeros ministros les pido nos tiendan hoy una mano solidaria, una posibilidad de seguir viviendo, trabajando y luchando en el país donde nos encontramos y que como sus ancestros hagamos vida en ellos hasta convertirnos en uno más que honre su nuevo hogar, su nuevo país, su nueva vida sin olvidar por supuesto de donde vinimos. La vida da muchas vueltas, ayer les toco a ustedes, hoy nos toca a nosotros, Dios y la vida se los recompensarán.

 

 

"Hoy como venezolano residente en la Florida me han arrebatado mi derecho al voto, mi derecho a renovar mi pasaporte, mi derecho a gestionar documentos, mi derecho a usar los servicios consulares, mi derecho a solicitar divisas, mi derecho a tramitar remesas de negocio, estudio o salud y lo mas importante, mi derecho a mantener una identidad como venezolano al negarme tramitar cualquier tipo de documento de identidad que así lo valide"

 

déjame tus comentarios, Carlos Bauza

blog comments powered by Disqus

 

Copyright © 2014 - Desde mi pantalla un blog de Carlos Bauza  - All rights reserved

Designed and Developed by www.ebauza.com